Radio Continente FM

NOTICIAS

Siete datos sorprendentes del rodaje del videoclip de ‘Thriller’ de Michael Jackson

COMPARTE

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

La ‘Batería de sabios’ es la prueba con la que iniciamos ‘Saber y ganar’, una oportunidad de ganar muchos puntos en poco tiempo con diversas preguntas de distintas temáticas. Hoy hemos querido hacer referencia al tema ‘Thriller’, de Michael Jackson, una de las canciones que forman parte de la historia del pop a nivel mundial. Y como no podía ser de otra manera con un hit de esta envergadura, su videoclip, estrenado en noviembre de 1982, también está considerado una obra maestra que se ha convertido en un vídeo de culto. A continuación te contamos algunas curiosidades del rodaje de aquel clip que hizo que muchos tuviesen pesadillas con los muertos vivientes.

1.Sin presupuesto para el rodaje

La discográfica de Michael Jackson, CBS, no quiso sufragar el coste de un tercer videoclip del álbum ‘Thriller’ así que el artista tuvo que buscarse la vida y negociar con MTV para obtener el dinero que le hacía falta. Junto con John Landis, el director del clip, acordó con MTV y Showtime que tendrían los derechos de emisión de ‘The Making of Thriller’ a cambio de 250.000 dólares. Lo que no imaginaban era que acabaría costando casi medio millón de dólares (a pesar de los esfuerzos del equipo de producción para abaratar costes), siendo en aquel momento el videoclip más caro de la historia. Eso sí, el fenómeno que trajo consigo fue tal que MTV lo emitía dos veces cada hora.

2.Una modelo Playboy

Uno de los datos más curiosos es que entre el elenco de actrices que forman parte de este videoclip se encuentra una modelo Playboy: se trata de Ola Ray. La joven dio vida a la novia de Michael Jackson, siendo una de las caras protagonistas del vídeo musical y cuya identificación ha perdurado generación tras generación. La complicidad que tuvo con el artista fue tal que se rumoreó acerca de un affaire entre los dos.

3.Un videoclip de muertos vivientes con la religión de por medio

Thriller’ comienza con una frase en pantalla que dice lo siguiente: «Dadas mis fuertes convicciones personajes, quiero expresar que este filme no implica creencias en el ocultismo». No podemos olvidar que Michael Jackson era testigo de Jehová y teniendo en cuenta que este video trata sobre muertos vivientes, es lógico que quisiera dejar claro no había ninguna crisis de fe tras él.

4.Habla sobre la pubertad

Asombra saber que el videoclip de ‘Thriller’ pretende reflejar los cambios que se producen en la pubertad. Así lo explicó el propio Landis haciendo referencia a las transformaciones físicas de los protagonistas: «Durante la adolescencia, los jóvenes comienzan a tener vello en otros lugares y su anatomía comienza a desarrollarse. Todos experimentan estas transformaciones físicas en sus cuerpos y nuevos pensamientos sexuales. No es de extrañar que aceptemos fácilmente el concepto de metamorfosis literal».

5. Un coreógrafo que también sale en ‘Beat It’

No cabe duda de que la de ‘Thriller’ es una de las coreografías más replicadas en el mundo. ¿Quién no ha hecho el zombie en alguna ocasión repitiendo esos pasos de baile con los brazos alzados? Pues bien, el responsable de dicho baile es Michael Peters, quien también trabajó en la película ‘Dreamgirls’ y en ‘Beat It’, también de Jackson. De hecho, en este videoclip aparece como actor siendo uno de los pandilleros que se pelean a golpe de baile.

6.Un éxito en las pantallas, un fracaso en la caja

Como ya hemos dicho, el rodaje de este videoclip fue muy costoso y, en realidad, supuso una ruina en términos económicos. De hecho, John Landis afirmó que «la realidad es que es un video nacido de la vanidad. Todo lo ocurrido en ‘Thriller’ pasó porque Michael quería convertirse en un monstruo. Nada fue planeado. Quería aclarar eso, porque estaba en un curso en la escuela de negocios de Harvard, y era pura mierda». Queda claro.

7. Un baile con un récord mundial

Siendo el de ‘Thriller’ uno de los bailes más copiados en el mundo, no es de extrañar que su coreografía haya entrado en el libro Guinness de los récords tras congregar a 13.597 personas bailándola en un acto organizado por el Instituto de la Juventud del Gobierno del Distrito Federal en Ciudad de México, el 29 de agosto de 2009.